0

Las residencias de estudiantes ofrecen un retorno superior al 5%

Sala de estudio en una residencia de estudiantes

España cuenta con casi medio millón de estudiantes que requieren de alojamiento durante el periodo universitario (330.000 son nacionales, 110.000 internacionales y otros 50.000 son erasmus) y hay sólo 91.000 camas en residencias de estudiantes para cubrir esas necesidades, según un Informe sobre residencias de estudiantes en España elaborado por JLL

La alta demanda de plazas ha provocado que el número de proyectos de este tipo de inmuebles en fase de ejecución aumente y, de hecho, se prevé que haya 47 nuevos activos y se sumen cerca de 16.500 camas para 2022.

En paralelo, este segmento ha comenzado a despertar cada vez más interés entre los inversores. Tanto es así que la inversión en este tipo de activos se ha mantenido al alza en los últimos años y alcanzó los 450 millones de euros en 2018, un 2,3% más que el año anterior, según el observatorio sectorial DBK de Informa.

La principal razón de su atractivo es su elevada rentabilidad. Las residencias de estudiantes ofrecen un retorno del 5,5% en las ciudades secundarias y del 5% en Madrid y Barcelona. Un beneficio que, como apunta el informe de JLL, está en línea con las residencias de la tercera edad (5,50%) y los activos logísticos (5%) pero se sitúa considerablemente por encima de otros segmentos más tradicionales como son los locales comerciales (3,15%), oficinas (3,50%), residencial (3,50%) u hoteles (4%).

En este sentido, un informe publicado por la consultora Savills Aguirre Newman señala que el 66% de las operaciones de inversión en este tipo de inmuebles en el último año se realizó en ciudades como Salamanca, Pamplona y Valencia, mientras que Madrid y Barcelona sólo han concentrado uno de cada tres proyectos.

A este respecto, el proyecto español más destacado en este segmento durante los próximos meses será el desarrollo de una residencia de estudiantes en Pozuelo de Alarcón ejecutada por la compañía holandesa Student Experience. La residencia, que se convertirá en la más grande de la Comunidad de Madrid, contará con 30.000 metros cuadrados de superficie y 600 camas. Su apertura está prevista para la segunda mitad de 2020.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.