0

“España es un país conservador a nivel tecnológico”

La domótica es el conjunto de tecnologías que busca hacer de las viviendas espacios inteligentes. Aunque parezca un fenómeno muy reciente, en Domoticus llevan ya más de 15 años integrando soluciones y productos tecnológicos avanzados para viviendas y edificios, con un asesoramiento especializado y personalizado. Otger Auladell, CEO de la compañía, nos cuenta un poco más sobre esta proptech gerundense.

¿Cómo y por qué surge Domoticus?

Domoticus como tal nace en 2007, pero ya hacía unos años que en lo personal estábamos trabajando en proyectos relacionados con la domótica. Domoticus se crea por la curiosidad y el interés en buscar formas de mejorar la vida de la gente con la ayuda de la tecnología, en este caso en el espacio de la vivienda.

¿Cuál es la mejor definición que podéis darnos de domótica?

La mejor definición es simple: una forma de facilitarnos la vida.

¿En qué cambió la covid-19 la percepción de la vivienda y cómo ha afectado esto en el diseño de las nuevas viviendas?

La pandemia puso en valor el tiempo que pasamos en casa y lo importante que puede llegar a ser el disponer de un espacio confortable, pero también práctico y funcional. Recibir paquetería de forma segura, poder aislar una zona de la casa, controlar una zona de descontaminación… son solo algunas de las funcionalidades que integra la domótica. De hecho, las futuras crisis necesitarán cada vez más de la domótica, que acabará siendo parte fundamental de nuestro día a día.

Contáis con la herramienta byDomoticus, a la que definís como un facilitador tecnológico para profesionales. ¿En qué consiste?

ByDomoticus es, en esencia, una forma de dimensionar la cantidad y coste del soporte que damos a los profesionales para que puedan afrontar proyectos que necesitan un extra de tecnología. Somos una herramienta más a disposición del profesional, independientemente de su nivel de conocimiento de la domótica, por lo que tratamos de presentarnos como un recurso accesible para todo el mundo.

“Cuando todo nuestro entorno (casa incluida) esté pendiente de nuestro bienestar habremos conseguido nuestro objetivo”

Seguridad, bienestar, confort… son algunos de los principales valores que se identifican con la domótica. ¿En qué medida están ya presentes en la vivienda española?

A diferencia de otros países, España es un país conservador a nivel tecnológico. La seguridad, el bienestar y el confort son elementos muy valorados, pero no se afrontan de forma integrada ni se aprovecha todo el potencial disponible para incorporarlos a las viviendas. La domótica mejora día a día. Cada vez es más potente y más económica, lo que hará que pronto pueda extenderse más fácilmente. Nuestra realidad evoluciona hacia una conectividad y unos automatismos que buscan mejorar el confort, la seguridad, la salud…, así como otros tantos aspectos de nuestra vida. Es un proceso imparable y la domótica forma ya parte de ello.

Y más allá de la vivienda, ¿cómo se está desarrollando en otros espacios? También trabajáis para hoteles o comunidades de vecinos.

La idea es la misma solo que a otra escala. Las soluciones domóticas que no son radicalmente distintas a las opciones convencionales simplemente son más avanzadas y su potencial es mayor. Podemos hacer lo mismo que antes, pero podemos hacer más y cuando los costes se igualan la elección no tiene discusión. A medida que los clientes descubren las posibilidades y la versatilidad de la domótica, y cómo esta les puede facilitar la vida o el trabajo, cada vez más gente se decanta por esta opción.

“La idea es conseguir que todas las tecnologías que intervienen en nuestra vida trabajen de forma coordinada”

¿Cuáles son las perspectivas de crecimiento en la domótica?

La domótica no es una isla, forma parte de las nuevas tecnologías. El mundo ya ha cambiado, y lo sigue haciendo constantemente. El objetivo es la integración, conseguir que todas las tecnologías que intervienen en nuestra vida trabajen de forma coordinada. Dentro de un tiempo esto parecerá una obviedad, y mucha gente, Domoticus entre ellos, trabajamos para llegar allí.

Sin dudas parece que la domótica nos está llevando hacia la vivienda del futuro. ¿Cómo será?

Pues supongo que la palabra sería orgánica. Cuando todo nuestro entorno (casa incluida) esté pendiente de nuestro bienestar, que nos cuide, nos mime, nos proteja… habremos conseguido nuestro objetivo. Mejorar la calidad de vida de las personas.

banner-urbanitae-728x90

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *