0

El impulso de las oficinas en la era híbrida

El impulso del teletrabajo con la pandemia supuso una auténtica revolución para el mercado laboral, pero también tuvo un efecto negativo en el mercado de oficinas, que vivió uno de sus momentos más bajos. No obstante, la progresiva vuelta a los espacios de trabajo y la consolidación de las jornadas laborales híbridas hicieron posible que en 2021 se transaccionaran en España operaciones por valor de 2.800 millones de euros, un 27% más que el año anterior.

Así se desprende del informe The Office Property Telescope 2022 de EY, donde se pone de manifiesto que las oficinas siguen siendo uno de los activos no residenciales preferidos por los inversores. El año pasado concentró el 27% del total de la inversión en este segmento, solo por detrás de los activos logísticos, que registraron el 29% de las transacciones. El informe traza un horizonte optimista para 2022, con un volumen de operaciones que podría alcanzar los 3.600 millones de euros.

Dentro de este mercado, una de las ciudades más resilientes es Madrid. La última edición del informe Office Pulse de la consultora Savills refleja que la contratación bruta de oficinas en Madrid ascendió a 135.000 m2 entre enero y marzo, un 66% más que en 2021. Es la mejor cifra para un primer trimestre de los últimos tres años. La principal zona de interés dentro de la capital se concentra dentro de la M-30. El área media contratada se mantiene en torno a 1.000 m2 y más del 75% de las operaciones fueron de activos de más de 500 m2

En cuanto a Barcelona, la tasa de contratación de oficinas alcanzó los 91.000 m2 en los tres primeros meses del año, con un incremento anual del 21%. A diferencia de Madrid, en la Ciudad Condal se priorizan las operaciones en la periferia, con un 37% del total.

¿Por qué vuelven a revalorizarse las oficinas?

Cuando comenzó la pandemia de la covid-19 muchas empresas se vieron en la necesidad de mantener su actividad recurriendo al teletrabajo. Para la mayoría fue un auténtico desafío adaptarse a esta situación. Sin embargo, el retorno a la oficina es un hecho, que se alterna también con las fórmulas de trabajo híbridas. 

En esta nueva etapa, que combina presencialidad y jornadas a distancia, los espacios de trabajo siguen siendo una parte fundamental de la estrategia de las organizaciones. De hecho, un estudio realizado por la compañía Steelcase entre 5.000 empleados y directivos de 11 países revela que las personas que acuden a la oficina son un 9% más productivas, un 33% más participativas y están un 33% más conectadas con la cultura de su empresa.

No obstante, los trabajadores de la mayoría de los países prefieren trabajar desde casa en lugar de ir a la oficina, según el informe. En España la cifra se queda en el 42%, mientras que un 25% no tiene ninguna preferencia. Una oportunidad de mejorar la experiencia en la oficina para aquellas organizaciones que quieren atraer de nuevo a sus empleados. 

¿Qué esperan los trabajadores de las nuevas oficinas? 

Los lugares de colaboración híbrida y la privacidad son dos de las tendencias más demandadas. Además, los trabajadores españoles destacan en su preocupación por la ergonomía. 

La investigación realizada por Steelcase estima que, tras la pandemia, el 87% de las personas trabajarán de ahora en adelante más tiempo en la oficina, pero lo harán de una forma distinta, basada en el uso de espacios interconectados. Así, la firma plantea cuatro tipo de espacios: 

  • Espacios individuales que se asignan a una persona o se comparten en equipo.
  • Espacios de colaboración para interacciones en persona y virtuales que respaldan las diferentes formas de trabajo en grupo.
  • Lugares con la privacidad adecuada para el trabajo individual o para estar en soledad y retomar fuerzas. 
  • Áreas para reunirse, socializar y aprender con los compañeros de equipo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.