0

Hitos y claves de la inversión inmobiliaria en 2021

La inversión inmobiliaria muestra evidentes síntomas de recuperación y, poco a poco, se aproxima a niveles prepandemia. Según las previsiones de la consultora JLL (que contemplan oficinas, retail, logística, multifamily, residencias de ancianos, residencias de estudiantes y hoteles) en 2021 alcanzará un volumen de unos 12.000 millones de euros, lo que representa un incremento de un 33% respecto al año anterior.

Entre los activos que mejor evolución han tenido este año, el informe Living: retos y claves de un sector en auge de la consultora CBRE pone el foco en el residencial. Y dentro de este segmento, apunta al multifamily –el sector de vivienda destinado a alquiler, incluidas residencias de ancianos y de estudiantes– y el build to rent –la construcción destinada a alquiler– como los más sobresalientes. 

El buen año del sector logístico también se ha traducido en cifras récord. Así lo refleja la consultora inmobiliaria BNP Paribas Real Estate, que calcula que estos activos suponen el 25% de la inversión total de 2021.

Rompiendo esta dinámica, entre los activos más perjudicados por la coyuntura tenemos las oficinas, un mercado que inevitablemente ha tenido que reconfigurarse por efecto del teletrabajo. Según los datos de la consultora Cushman & Wakefield, la contratación de espacio de oficinas en Madrid en el periodo de enero a septiembre de 2021 se elevó a 239.350 metros cuadrados. Esta cifra es tan solo un 1,2% superior a los 236.574 metros cuadrados del mismo periodo de 2020, debido a la ausencia de operaciones. 

¿Cuál es el contexto de esta recuperación? Durante los últimos 12 meses han confluido muchos y variados factores; a continuación repasamos los más relevantes.

Elevada tasa de ahorro

La tasa de ahorro de los hogares registró, según el INE, máximos históricos en el cierre de 2020 (un 14,8%), aunque en 2021 ha ido descendiendo hasta situarse en el entorno del 8%. 

Reactivación del consumo

Tras los peores meses de la crisis sanitaria se produjo un notable repunte de consumo impulsado, además, por el ahorro acumulado. 

Bajada de los tipos de interés

Los bajos tipos de interés, incluso en los últimos meses del año y pese a las previsiones de subidas, han favorecido el aumento de los contratos hipotecarios.  

Aumento de la demanda de residencial

La reactivación del consumo tras los peores meses de la crisis y el abaratamiento de las hipotecas están detrás del incremento de la demanda de viviendas.

Desarrollo del inmologístico

El alza en el consumo, y muy especialmente en el ecommerce, ha tenido como consecuencia un importante aumento de la demanda de nuevos espacios logísticos, tanto de mayores dimensiones en zonas de la periferia de las grandes ciudades como del formato last mile

Multiplicación de las operaciones

La mayor liquidez entre la mayoría de los agentes del sector ha derivado, en muchos casos, en el aumento de operaciones y nuevos proyectos como respuesta al incremento de la demanda. 

Confianza de los pequeños y medianos inversores

En este escenario comienzan a coger fuerza los pequeños y medianos inversores, que, a través del auge de las plataformas de financiación participativa, toman una parte activa en la financiación de proyectos inmobiliarios de cada vez mayor envergadura. 

Grandes operaciones y fusiones

Este escenario, condicionado por la escasez de suelo, ha propiciado un baile de fusiones entre grandes promotoras, tal y como recogía hace unos días el portal EjePrime. Neinor inauguraba el año con la compra de Quabit, y durante muchos meses ha estado valorando una operación con Vía Célere. Otra reconocida compañía, Aedas, se hacía con Áurea Homes en julio. Unos meses después le tocaba el turno a Urbania, con la adquisición de Asentia. Y la compra del grupo Jaureguizar ha permitido a Urbas posicionarse en el País Vasco. Una de las mayores operaciones dentro de este segmento fue la compra de Montepino, con una cartera de más de 850.000 metros cuadrados, por parte de Bankinter. De menor calado, pero también relevante, es el nuevo hub logístico de Amazon en Figueres, que se instalará en una superficie adquirida por la joint venture entre Eurofund y Logistics Capital Partners (LCP). Dream Industrial REIT se quedaba con la cartera logística de Clarion Partners Europe, distribuida en seis países europeos y con 126.465 metros cuadrados en España. Y estos son solo algunos ejemplos del movimiento que experimenta un sector llamado a seguir generando un gran movimiento en 2022.

banner-urbanitae-728x90

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *