0

Auge y consolidación de las proptech en España

Hace apenas unos años, el término proptech tenía que ir irremediablemente unido a una descripción de la actividad que representaba. El inmobiliario miraba entonces con cierta sorpresa a esas startups que prometían la transformación tecnológica del sector. La sorpresa dio paso al recelo, pero hoy las proptech no solo están integradas en el mercado, sino que contribuyen notablemente a su desarrollo. Y, de hecho, su papel está siendo clave en la búsqueda de nuevas oportunidades con productos y servicios que, apoyados en la digitalización, se adaptan mejor a un entorno cambiante y cada vez más exigente.

Según recoge el último Mapa Proptech, elaborado por API Cataluña (Agentes de la Propiedad Inmobiliaria), en España operan en la actualidad un total de 501 proptech, con un crecimiento en lo que va de año del 8%.

“El covid-19 ha venido para dar un golpe sobre la mesa”, aseguraba recientemente Diego Bestard, CEO de Urbanitae, en un artículo publicado por El Economista. En su opinión, “la tecnología estaba ahí y si el sector inmobiliario no la había incorporado antes de forma masiva es, en gran medida, porque muchas empresas eran reticentes al cambio y seguían insistiendo en hacer las cosas a la antigua usanza. El año 2020 acortó dramáticamente el plazo de incorporación de todas estas tendencias, y hay estudios que apuntan a entre cinco y diez años de aceleración”.

Interés inversor por las compañías proptech

El auge de este sector también se ha traducido en un claro interés inversor, tal y como lo demuestran las sucesivas rondas de financiación protagonizadas por estas jóvenes compañías en los últimos meses.

En octubre, diferentes medios se hacían eco de que Cickalia, especializada en la compra y reforma de viviendas, había recibido una inyección de 450 millones de euros, mediante un préstamo y una ronda de 50 millones liderada por Mouro Capital, el fondo del Banco Santander.

A comienzos de este mes, Casavo, plataforma para compra y venta de viviendas, anunciaba una ampliación de capital de 40 millones de euros, recibidos en su totalidad por un inversor institucional, el grupo D. E. Shaw. Con esta ronda, dirigida a desarrollar el negocio en España, la startup elevaba a 450 millones la financiación conseguida hasta la fecha.

La plataforma digital de alquiler residencial Spotahome completaba a comienzos de octubre una nueva financiación con una inversión de 25 millones de euros, que se sumaban a los 65 millones recibidos en ampliaciones precedentes.  Diferentes fondos como Kleiner Perkins, Seaya Ventures, Passion Capital y 14W, ya presentes en el capital, acudieron a la financiación, así como buena parte de los accionistas.

Zazume, una plataforma que permite digitalizar todo el ciclo de vida del alquiler de viviendas, anunciaba hace unos días que había levantado 2,5 millones de euros en una ronda de inversión. Entre sus inversores encontramos a la norteamericana Plug & Play, un grupo de business angels, así como fundadores y ejecutivos de otras compañías del sector tanto proptech como “tradicionales”.

Más modesta, Fragua, una herramienta de data science para el sector inmobiliario de Atlas Real Estate Analytics, cerraba también su primera ronda de financiación por valor de 500.000 euros. Lartech, vehículo de inversión en proptech de Grupo Lar; la inmobiliaria Básico Homes y el family office Boyser son algunos de los participantes de esta ronda.

Colaboración entre compañías

También surgen movimientos que buscan sinergias entre empresas proptech y otros sectores. Entre ellas, cabe mencionar la reciente alianza entre Urbanitae y MyInvestor, por la que el neobanco participado por Andbank España, El Corte Inglés Seguros y AXA España, incorpora entre sus productos de inversión el crowdfunding inmobiliario.

Otro ejemplo de ello es el acuerdo entre Housell, proptech especializada en servicios inmobiliarios, y Acierta Asistencia, empresa del Grupo Caser que ofrecerá servicios de reformas y mantenimiento del hogar a los clientes de la startup. Y esto puede ser solo un aperitivo de lo que previsiblemente nos depare en los próximos meses este mercado que, a la vista está, tiene visos de seguir creciendo hasta hacerse un hueco propio en el sector inmobiliario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.