0

Efecto Covid: así será la contratación de oficinas

Durante la cuarentena, millones de trabajadores en todo el mundo se vieron obligados a dejar de acudir cada día a sus oficinas para trabajar en remoto. La pandemia dinamizó esta nueva modalidad laboral y ahora, pasado el tiempo, todo parece indicar que el teletrabajo ha llegado para quedarse. Si bien, y aunque muchas compañías lo hayan incorporado ya a su estrategia empresarial, no significa que las oficinas o los espacios de trabajo vayan a desaparecer. Las empresas seguirán teniendo sus sedes y cada vez son más los trabajadores que, poco a poco, van volviendo a la actividad presencial, aunque sea de forma parcial. Datos recientes de una macroencuesta de AIMC aseguran que la pandemia ha duplicado el teletrabajo en España, con más de 3 millones de personas trabajando en remoto, un 18% de la población activa.

Por otra parte, y aunque el descenso en términos de ocupación y de inversión ha sido muy significativo a lo largo de 2020, el sector de las oficinas, uno de los más afectados por la Covid-19, confía en iniciar el camino hacia la recuperación en este 2021. Según Savills Aguirre Newman, en el primer trimestre de 2021 se contrataron 84.003 m² metros cuadrados de oficinas en Madrid, y en Barcelona la contratación aumentó un 67% en comparación con el mismo periodo del pasado año. Estos signos de reactivación en grandes urbes como Madrid o Barcelona vendrían motivados por las nuevas expectativas de las empresas y sus nuevos proyectos, que pronostican una paulatina recuperación de la actividad para la segunda mitad del año.

Asimismo, y tal y como refleja un informe de la consultora inmobiliaria Knight Frank, que analiza la situación actual de este sector, se espera que las contrataciones de espacios de oficinas se incrementen este año entre un 20 y un 25% este año respecto a 2020. En lo que se refiere a la inversión, 2020 se cerró con un volumen de 2.000 millones de euros en toda España, y aunque fue menor que el año anterior, según la media de los cinco años anteriores y a pesar del confinamiento, la inversión se mantuvo estable en línea con los periodos anteriores.

El interés por parte de los inversores sigue centrándose en Madrid, donde se superaron más de 1.200 millones de euros (el 60% del total), según la consultora;  y Barcelona, por su parte, registró casi 600 millones (30%). En cuanto al perfil del comprador, los fondos de inversión siguen en primera línea y en lo que respecta a la procedencia, los países de la Unión Europea, como Alemania o Francia, que suman casi un 30% del total, se sitúan en los primeros puestos; mientras que los inversores españoles representan más de un 20%.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.