0

¿Se puede ser copropietario de una villa de lujo?

El sector proptech sigue dando muestras de vitalidad en España. Los datos de inversión revelan que nuestro país está entre los principales mercados a nivel mundial. El caso de Tiko es un buen ejemplo. Este iBuyer levantó en 2021 una ronda récord de 65 millones de dólares, y se prepara para captar otros 45 millones de euros. No sorprende ya que el negocio de los iBuyers “es muy intensivo en capital, tienen que usar fondos propios para captar pisos”, como recuerda Diego Bestard.

También destaca el modelo de Vivla, una proptech especializada en la copropiedad de viviendas vacacionales. Un sector cuyas perspectivas son “buenísimas”, a juicio del CEO de Urbanitae, dado el atractivo turístico de España en todo el mundo. El modelo de Vivla, que acaba de vender su primera propiedad en Formentera, tiene similitudes con el de Urbanitae. En este caso, en lugar de reunir a miles de inversores, Vivla junta a ocho personas para convertirlas en copropietarias de inmuebles de lujo. En lugar de afrontar un pago de 2,5 millones de euros, cada inversor ha aportado 345.000 euros, que les dan derecho a disfrutar de la vivienda durante seis semanas al año –dos de ellas en temporada alta–.

El interés por la digitalización del inmobiliario se percibe, asimismo, en iniciativas como The Permanent Proptech Showroom, que acaba de inaugurarse en Barcelona. Este espacio acogerá videorreuniones y un muestrario potente de las tecnologías más relevantes del sector.

Puedes escuchar la intervención íntegra de Diego Bestard en Inversión Inmobiliaria, de Capital Radio, a continuación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.